Este sitio web está dirigido exclusivamente al profesional sanitario facultado para prescribir o dispensar medicamentos en España

Sanofi

24 de mayo de 2018 | Noticias
Nuevos dispositivos portátiles potencian la hemodiálisis domiciliaria

La hemodiálisis domiciliaria resultó una herramienta fundamental en España durante las décadas de los 70 y 80[i], cuando aún no había suficientes unidades de hemodiálisis cerca de todos los núcleos poblacionales. Pero a medida que en los años 90 se fue extendiendo este tipo de unidades en todos los hospitales, la hemodiálisis domiciliaria quedó relegada a un segundo plano.

Sin embargo, actualmente se ha comprobado que la hemodiálisis domiciliaria frecuente y el desarrollo de nuevas cicladoras para diálisis peritoneal han repercutido no solo en la mejora de la calidad de vida y supervivencia del paciente, sino también en la reducción del coste total del tratamiento de diálisis, incluyendo los costes derivados del transporte sanitario y de la administración de fármacos, además del propio coste en medicamentos, que se ha visto reducido.

Una de las novedades a este respecto es la hemodiálisis domiciliaria transportable[ii]. Esta opción surge en España gracias a la aparición de nuevos dispositivos más pequeños, desplazables y transportables que permiten, por primera vez, que los pacientes en hemodiálisis puedan viajar con su propio monitor.

Pese a ello, la gran resistencia es que los Servicios de Nefrología se han visto desentrenados en la oferta de esta opción terapéutica. Es por ello que existen diferentes iniciáticas, como las que surgen  desde el Grupo de la Sociedad Española de Nefrología de Diálisis Domiciliaria, con el objetivo de aunar esfuerzos y experiencias con la finalidad de poder incrementar su uso[iii].

 

Aspectos a tener en cuenta en la hemodiálisis domiciliaria

Cabe aclarar que se entiende por hemodiálisis domiciliaria el tratamiento renal sustitutivo que hace referencia a depuración extracorpórea realizada por el propio paciente en su domicilio. Bajo esta idea es posible englobar diferentes regímenes, pero principalmente se podría diferenciar entre diálisis corta diaria, que se aplica entre 2, 5-3 horas entre 5 o 6 días a la semana; diálisis frecuente nocturna, aplicable de 6 a 8 horas durante 5 o 6 días a la semana; y los regímenes convencionales, de 4 horas, 3 veces a la semana a días alternos.

Otra cuestión importante a tener en cuenta es la necesidad de entrenar en el uso de esta técnica al paciente, pero también al cuidador principal, así como el acondicionamiento del domicilio.

El entrenamiento se realiza en la Unidad de Hemodiálisis del hospital y se lleva a cabo por el personal de enfermería y facultativos.  El mismo consiste en familiarizarse con el monitor que se va a utilizar en el domicilio, aprendiendo cuestiones como su montaje, desinfección, u otras como la  determinación de la dureza y conductividad del agua tratada, manejo del tratamiento de agua, cuidados y punción del acceso vascular, monitorización de la sesión, cumplimentación de la gráfica y evaluación de la eficacia de la sesión.

 

Beneficios de la hemodiálisis domiciliaria

Tal y como se recuerda desde la Sociedad Española de Nefrología, la hemodiálisis domiciliaria ha demostrado aportar beneficios tanto clínicos como sociales. De hecho, se trata principalmente de una opción a valorar para los pacientes más jóvenes, ya que les posibilita una mayor facilidad para la conciliación de la vida laboral y familiar. No obstante, no existe un perfil claro de candidato, puesto que también es una opción idónea para pacientes de edad avanzada, que tienen más dificultades para moverse de sus domicilios.

Los beneficios clínicos se deben fundamentalmente a los propios beneficios de las diálisis frecuentes, como son el mantenimiento de la función renal residual, mejoría de la tolerancia de las sesiones, mejor control de la tensión arterial y del metabolismo óseo mineral. Aunque,  sin duda el gran beneficio es la elevada supervivencia, que cuando ha sido evaluada en diferentes grupos ha demostrado ser superior al 90% a los 5 años y, en muchas series, ha sido comparada con la supervivencia del trasplante renal.


[i] Revista de la Sociedad Española de Nefrología

[ii] http://www.lavanguardia.com/vida/20160119/301515419172/el-complejo-hospitalario-de-navarro-pionero-en-espana-en-aplicar-la-hemodialisis-domiciliaria-transportable.html

[iii] http://www.revistanefrologia.com/es-publicacion-nefrologia-articulo-hemodialisis-domiciliaria-espana-X0211699515055095

 

Back To Top